Agrandamiento de pene

Causa y diagnóstico de la disfunción eréctil.

Problemas de erección / Disfunción eréctil

Cuando el cuerpo y la mente no se coordinan


Según el estereotipo, los hombres tienen que poder siempre, y si no pueden es porque algo gravísimo pasa. Si el nerviosismo, el miedo a fallar o demás preocupaciones trastornan sus planes de cama de vez en cuando y no llega a la erección, esto no implica necesariamente una verdadera disfunción eréctil. Aunque de todos modos sigue siendo un problema nada despreciable. Aquí podrá encontrar las causas más comunes de la disfunción eréctil y cómo puede ayudarle PHALLOSAN forte a superar los problemas de erección.

Causa y diagnóstico de la disfunción eréctil

Los médicos solo empiezan a pensar en una disfunción eréctil cuando la erección falla de manera regular durante un periodo de aproximadamente seis meses, o al menos no se mantiene el tiempo suficiente como para permitir las relaciones sexuales.

Problemas de erección

En caso de tener problemas de impotencia, se recomienda encarecidamente la visita al urólogo. Las disfunciones eréctiles suelen tener una causa física o relacionada con una enfermedad que debe estudiarse lo antes posible para descartar un mayor riesgo para la salud. En una primera entrevista con un paciente, el urólogo determina si el problema podría ser de carácter psicológico o físico. Le preguntará si usted está tomando algún medicamento que pueda favorecer la disfunción eréctil (por ejemplo, antidepresivos), le consultará si existen antecedentes conocidos en la familia y, si es necesario, le realizará una ecografía o un análisis de sangre. Es posible que sea necesario medir las erecciones nocturnas. Si durante el sueño el cuerpo es capaz de llegar a la erección, aumenta la probabilidad de que la causa sea un problema psicológico cuando está despierto. Según el diagnóstico, el tratamiento de la disfunción eréctil requerirá la colaboración de otros especialistas, por ejemplo un internista o un psicoterapeuta.

En algunos casos la disfunción eréctil comienza en la cabeza. Puesto que el mecanismo que provoca la erección a veces no solo implica una reacción del sistema nervioso simpático, sino también de la corteza cerebral (o para simplificar, el lugar donde se sitúa la experiencia humana), existe una variedad de trastornos mentales o ansiedades que pueden afectar la función eréctil. Las causas habituales de la disfunción eréctil suelen ser el miedo al fracaso sexual, el estrés o la depresión. Pero en la mayoría de casos los problemas de impotencia tienen un origen físico, como por ej. la hipertensión, problemas hormonales, la ateroesclerosis u otras enfermedades vasculares. A menudo, también aparece como consecuencia de una lesión grave de la médula espinal o de la diabetes mellitus.

Problemas de erección: Diversas opciones de tratamiento

No se debe descartar una posible combinación compleja de causas psicológicas y físicas. Incluso cuando se diagnostica que la disfunción eréctil tiene una causa física, a veces vale la pena acudir también a la consulta de un terapeuta.

En general, la probabilidad de padecer una disfunción eréctil aumenta con la edad. A partir de los 64 años se estima que se ven afectados el 20% de los hombres. En general está aumentando el número de hombres con disfunción eréctil, sobre todo por el aumento de la esperanza de vida. Los hombres fumadores y que consumen alcohol en abundancia representan un grupo de riesgo específico. La calcificación vascular y los trastornos cardíacos y circulatorios concomitantes suelen repercutir negativamente sobre la capacidad de erección. Cualquier hombre que desee prevenir con tiempo una posible disfunción eréctil, debe cuestionar su estilo de vida. La realización regular de ejercicio, una alimentación equilibrada y la renuncia al alcohol y al tabaco hacen mucho más improbable que aparezca una disfunción eréctil (además de otras muchas enfermedades).

A menudo, los médicos recetan inhibidores de la PDE5 para los problemas de impotencia, como pueden ser Cialis, Levitra o Viagra. La disfunción eréctil se puede combatir de manera fiable con erecciones inducidas por medicamentos.

Para el tratamiento complementario de la disfunción eréctil o para el tratamiento de un problema leve de impotencia que no se corresponda con un cuadro clínico, se plantea el uso regular de PHALLOSAN forte. Por un lado, PHALLOSAN forte estimula el glande con su tracción de vacío para mejorar la circulación. Además, muchos de los sujetos que participaron en un estudio refieren como efectos secundarios positivos del sistema de cinturón PHALLOSAN forte una erección más potente, mayor sensibilidad en el miembro y un aumento de la libido. Si le invade el miedo a no poder satisfacer por completo a su pareja sexual, esto también puede afectar a su capacidad de erección. En estos casos PHALLOSAN forte puede proporcionarle una mayor autoestima, ya que garantiza de forma fiable un aumento de la longitud y el contorno del pene.

PHALLOSAN forte también se utiliza como tratamiento complementario o para evitar una disfunción eréctil en caso de diabetes o paraplejia.

¿Cómo funciona PHALLOSAN forte?

¿Cómo puedo pedir PHALLOSAN forte?